SOY MI PROPIO PRISIONERO

Así es como se llama esta obra: Soy mi propio prisionero
un mural de 2.4 m X 10.5 m, hecho a lápiz y realizado por el artista Kim Anderson en Tasmania.


Personalmente creo que resulta tan impresionante y bonito como duro...
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...