EL ACRÓBATA DE PICASSO

En estos días en los que vuelvo a Picasso una y otra vez "por culpa" de una colección de láminas dedicadas a su vida y obra en las que voy trabajando poquito o a poco, me sorprendo cuando encuentro cuadros suyos de los que no tenía constancia y que me dejan totalmente ENAMORADA. Hay que decir que, conocer a fondo la trayectoria artística de este super artista, es muy difícil
porque existen unas ¡¡20.000!! obras catalogadas.
A veces me imagino admirada a Picasso trabajando desde que se levantaba hasta que se
acostaba (de hecho sus biógrafos cuentan que era así), rompiendo su ritmo frenético de vez en cuando para conceder alguna entrevista, darse un baño en el mar, asistir a alguna corrida de
toros o realizar una sesión de fotos. 


Decía que desde principios de 2016, vuelvo a este artistazo una y otra vez especialmente ojeando los libros que tengo en casa sobre él. En uno de ellos dedicado a Los Picassos de Picasso aparece este cuadro cuya figura protagonista me tiene cautivada por completo.


El cuadro se llama El Acróbata, fue pintado en 1930, tiene unas dimensiones considerables de
1,62 x 1,30 cms, y es una de las numerosas variaciones que el artista hizo, con más o menos acierto, sobre el tema. Aquí os dejo dos ejemplos de ellas:


Creo que El Acróbata que me tiene enamorada es la versión más bonita y talentosa de todas las que realizó. La esencia del personaje me recuerda a las figuras de Matisse, y aunque parece un trabajo muy simple, si sois aficionados a dibujar y a componer, sabréis lo difícil que es llegar a posicionar un personaje que abarque todo el cuadro, que disperse la mirada a lo largo y ancho del espacio disponible y que, además, posea una contorsión tan forzada pero a la vez tan natural y dinámica. En serio, no es nada fácil llegar a una representación como esta, tiene mucho mérito.
No digo que sea una obra genial pero, desde luego, creo que merece la pena echarle un vistazo.


 Por mi parte el vistazo ha sido tan prolongado, tan intenso, TAN MARAVILLADO... que he
acabado haciéndome un par de copias, ya que no puedo tener el cuadro original ni tan siquiera un mísero póster, jajaja... Eso sí, en "mis versiones" le he dado "un toque" variado al fondo porque el color apagado del original no me entusiasma demasiado. Espero que os agraden; a mí me gusta mucho como han quedado.


abril de 2016
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...