Fue bonito... MIENTRAS DURÓ - El beso de Vancouver

Hermoso... Hubiera sido hermoso que dos personas se hubiesen puesto a besarse en medio de una batalla campal para recordarse a sí mismos, y recordarle de paso al mundo, que otros actos son posibles en medio de la violencia y el caos. Sí, hubiera sido realmente precioso que dos valientes protestasen y renegasen de ese modo contra la barbarie en un momento desconcertante y brutal... 


Encontrar y ver esta imagen por casualidad, me conmovió; pensé que aún siendo una obra hecha a propósito por algún artista, resultaba maravillosa; pero no, por desgracia me llevé el chasco al buscar información sobre la foto y enterarme de que la escena, que parecía ser producto de una verdadera rebeldía poética, había tenido lugar durante unos disturbios en Vancouver después de un partido de hockey (el deporte nacional por excelencia en Canadá) en 2011 y que lo que había ocurrido en realidad es que ese chico y esa chica se vieron envueltos en las revueltas entre los aficionados rivales y la policía, y ella fue golpeada sin ton ni son por los agentes, cosa que obviamente provocó que su novio corriera desesperado a ayudarla. Vamos, que la escena había resultado ser cualquier cosa menos romántica, para decepción generalizada de soñadores, demás parientes cercanos y el propio fotógrafo que captó la imagen sin tener muy claro lo que estaba viendo. <<Bueno, otra vez será...>>, pensé yo medio sonriendo, <<Ha sido bonito creer en ello mientras duró...>>.